Cargando
21 Dic 2015
up
1009

2995

Prepárate para el invierno

La revisión de los filtros y de los limpiaparabrisas

Con la primavera le decimos adiós a las bajas temperaturas del frío invierno, aunque esto tiene algunas contrapartidas que debemos tener muy en cuenta a la hora de realizar el mantenimiento de nuestro vehículo. A partir del mes de abril empieza la polinización de las plantas y árboles y también es una época muy dada a las lluvias en nuestro país. A estos dos factores hay que prestarles mucha atención, por lo que te recomendamos:
  • Cambiar el filtro de polvo y polen y revisar el resto de filtros, como mínimo una vez al año.
  • Mantener el parabrisas de tu vehículo en perfectas condiciones, ya que es fundamental en cuestiones de seguridad.

Si quieres saber cuáles son los riesgos de conducir con un filtro de polvo poco efectivo o un parabrisas en mal estado, a continuación te explicamos cómo puede afectar todo esto tanto a tu vehículo como a tu conducción, a la vez que te damos las claves para prevenirlo, y te detallamos las ventajas de contar con Recambios Originales de nuestras marcas, a la hora de cambiar un recambio de tu vehículo. ¡No te lo pierdas!

La importancia de los filtros

En primavera las plantas sueltan las esporas y las personas con alergias sufren molestias que pueden afectar a la hora de conducir. La suciedad y las impurezas no solo son molestas, sino que también pueden llegar a ser dañinas. Y, de la misma forma, el polvo y el polen podrían complicarle la vida al conductor.

Los largos meses de frío y lluvia suponen un esfuerzo añadido para los filtros de polvo y polen. Puede aparecer moho y gérmenes, y los depósitos de polvo y de escape podrían atascarse. Para evitar que estos efectos obstaculicen el trabajo del sistema de control climático, el filtro de polvo y polen debe cambiarse con regularidad.

Prepárate para el invierno

Mantener el coche en buen estado durante los meses más fríos del año, puede evitar problemas innecesarios tanto de funcionamiento como de seguridad. Por esta razón, es muy importante revisar periódicamente algunos de los elementos del vehículo que más uso y desgaste van a tener durante este periodo.

7 elementos a tener en cuenta en la revisión del vehículo para afrontar el invierno de la mejor manera Batería de Arranque

El arranque de un motor de combustión en invierno a bajas temperaturas requiere corrientes muy elevadas en un breve espacio de tiempo. Además el voltaje eléctrico no puede reducirse considerablemente durante el proceso de arranque, por eso las baterías disponen de una resistencia interior muy pequeña que ayudan a este proceso. Las baterías de Arranque Originales garantizan el arranque del vehículo a temperaturas de hasta -25°C y destacan por su bajísimo nivel de autodescarga durante toda su vida útil.

Escobillas limpiaparabrisas

Cuando las escobillas limpiaparabrisas empiezan a mostrar signos de desgaste de las gomas dejando manchas en el parabrisas, estas deben cambiarse de inmediato ya que contribuyen notablemente a la seguridad en carretera del conductor al garantizar una buena visibilidad del tráfico en condiciones climáticas adversas. Si no se cambian además de las dificultades de visión, pueden provocar alteración de la concentración y sensación de cansancio en el conductor especialmente durante los oscuros meses de invierno.

Líquido limpiaparabrisas

En invierno son muchas las ocasiones que las bajas temperaturas, la humedad y las lluvias ensucian el parabrisas e impiden tener al conductor una buena visibilidad de la carretera. La única solución es activar el líquido limpiaparabrisas. Gracias a sus ingredientes de gran calidad, el líquido limpiaparabrisas Original es eficaz, suave y proporciona protección anticongelante hasta los -21 °C, lo que garantiza que las escobillas limpiaparabrisas sigan limpiando a la perfección.

Faros traseros y luces delanteras

Unas luces defectuosas o mal ajustadas son un peligro para la seguridad de todos los usuarios de la vía. Las luces desempeñan un importante papel en la seguridad del vehículo, tanto al servir de indicación a otros conductores como al mejorar la visibilidad externa en condiciones de oscuridad, lluvia o niebla. Por esta razón, y mucho menos en los oscuros meses de invierno, es importante revisar el sistema de alumbrado del vehículo. Las luces Originales, cumplen la normativa ECE y mantienen una potencia constante de luz hasta el fin de su vida útil, incluidas luces largas, luces cortas, luces de curvas, luces antiniebla y faros traseros. Es importante revisar el sistema de alumbrado del vehículo.

Neumáticos

Con el frío, el agua o la nieve, la tracción del vehículo sufre, es por eso que hay que prestar mucha atención al estado de las gomas y que las presiones de los neumáticos sean las apropiadas, ya que, el automóvil se apoya en la carretera sobre cuatro únicos puntos de pocos centímetros, que de ellos depende todo el agarre al asfalto. Además existen neumáticos de invierno con características específicas para una óptima tracción en el asfalto.

Frenos

El invierno es un momento obligatorio para revisar los frenos de nuestro coche. La lluvia, las carreteras heladas o la nieve pueden ponernos en situaciones comprometidas y, aunque el freno se usa de forma especial sobre superficies deslizantes, es importante que todo el sistema de frenado, sobre todo las pastillas y los discos, estén en buenas condiciones. El frío afecta a todos los materiales y en este caso estamos hablando de piezas cuyo funcionamiento va por fricción, así que es interesante revisarlos periódicamente. Por este y otros motivos, hay que revisar la tensión del freno de mano, ya que puede indicar algún problema que haya que corregir si está demasiado blando y, aunque no es primordial para la conducción, puede que nos acordemos de él en algo tan sencillo como salir de una rampa de garaje helada.

Líquido anticongelante

El líquido anticongelante está fabricado para combatir temperaturas extremas del agua en cualquier situación, es decir, que no se evapore por encima de 100 grados y que no se congele por debajo de 0 grados, manteniendo la temperatura óptima del motor, aproximadamente 90 grados, en todo momento. Por esta razón es muy importante no utilizar ningún otro líquido que no sea anticongelante y revisar su nivel de forma periódica. El líquido anticongelante de Recambios Originales

Para garantizar la fiabilidad, la seguridad y la eficiencia del vehículo como si fuese el primer día, es fundamental utilizar Recambios Originales del Grupo Volkswagen, ya que están fabricados y diseñados específicamente para cada una de sus funciones además de adaptarse perfectamente con los demás componentes.